INTEGRACIÓN DE COCINA Y SALÓN

En un chalet adosado de poca anchura con una cocina muy estrecha y un salón comedor pequeño, se decide integrarlo todo en un único espacio para conseguir amplitud y desahogo. Utilizando un mobiliario de cocina muy sencillo y económico, gracias a la cuidadosa modulación y pureza de líneas, se logra integrarla en el espacio del salón con naturalidad y elegancia. Cocina, comedor y zona de estar conviven en el mismo espacio de forma práctica y armoniosa. Las zonas de mayor tránsito y actividad, que son las de cocina y comedor, se pavimentan con gres porcelánico sufrido y resistente, mientras que la zona de estar se "arropa" con la calidez que proporciona la madera natural.

INTEGRACIÓN DE COCINA Y SALÓN